“Hay algo chueco”: Romano

Al tener un paso efímero por la dirección técnica de los Zorros del Atlas, el argentino Rubén Omar Romano señaló que fue traicionado al ser despedido luego de la derrota 3 a 1 ante los Tiburones Rojos.

Y es que tras su destitución, al técnico lo dejaron intranquilo las formas que utilizaron para cesarlo, pues luego de regresar de Veracruz, el director deportivo, Fabricio Bassa, le comunicó que su era como entrenador había terminado. “No me pude despedir de nadie. En la mañana se fueron todos en sus autos y, cuando se fueron todos, me lo dicen”.

Romano consideró que “algo chueco se jugó por dentro… De que alguien habrá jugado chueco no tengo dudas, porque no puede ser que después del partido del puebla, estemos hablando de pretemporada y buscando los puntos que necesita el equipo para la próxima temporada, para no equivocarnos, y que de repente aparezca esto”.

El impacto para el técnico fue fuerte, pues no se lo esperaba. Expuso que el presidente del Atlas se equivocó al aprobar la alienación del equipo. “Se equivocó en el armado del equipo, en no tomar decisiones y echar a un técnico en la Jornada 2”, en relación a su antecesor, José Guadalupe Cruz. Criticó que la actual directiva rojinegra busca evitar el descenso sin recurrir a jugadores de calidad. “La realidad es que se está buscando siempre en la mediocridad el salvar al equipo, pero este equipo necesita invertir también en 5 o 6 jugadores para buscar ese título que la afición se merece”.

Tras la destitución de Romano, la directiva del Atlas puso al mando del equipo a Gerardo Espinoza, quien tendrá una tarea ardua para evitar el descenso.

Con información de Cancha.

Comentarios de Facebook