Desconectan a mexicana para declarar su muerte el día de su cumpleaños

Hilda Marcela Cabrales Arzola, arquitecta mexicana fue abandonada a su suerte en las puertas de un hospital de Los Ángeles con una sobredosis de heroína. Cuando personal de salud la descubrió aún contaba con signos vitales, pero le declararon muerte cerebral poco después. 

La arquitecta cumplía 27 años el lunes 29 de noviembre, fecha que su familia escogió para desconectarla de los aparatos que la tenían con vida. Se considera que esta situación ocurrió debido a que Cabrales había salido de fiesta el 12 de noviembre y solo se volvió a saber de ella cuando fue dejada por hombres encapuchados en el hospital. 

Sus órganos fueron donados, pero el esposo sospecha que la muerte de su esposa no es algo propio, pues ella no consumía heroína. Suponen un crimen sexual, aunque no descartan la posibilidad de un consumo propio.

Comentarios de Facebook