Cruz Azul puede ser sancionado nuevamente si la afición vuelve a ofender como en el partido pasado

La Federación Mexicana de Fútbol informó que le impuso a Cruz Azul un partido cerrado a causa de un polémico grito que sonaba entre los aficionados, ocurrido esto en un partido del miércoles contra el León del Torneo Apertura 2021; esto ocasionó dos interrupciones en el partido que demoraron varios minutos, además, de una multa de 109.632 dólares por el grito homofóbico que exclamaron los aficionados. 

El Cruz Azul volverá a jugar un partido en el estadio Azteca al finalizar la fase regular, que tiene fin este domingo. El equipo fue advertido que si en los siguientes encuentros tendrán sanciones más severas.

Comentarios de Facebook