Arrecifes de Quintana Roo están en peligro

El Gobierno de México ha incumplido con las obligaciones instauradas en la Convención Ramsar, especialmente en las que se refiere el uso racional de humedales, así como en la ejecución de las medidas necesarias para la protección de los humedales, denunció Camilo Thompson, abogado del Programa de Biodiversidad Marina y Protección Costera de la Asociación Interamericana para la Defensa del Ambiente (AIDA).

Organizaciones de la sociedad civil exigen que la Convención Ramsar, tratado intergubernamental para la protección de humedales, realice una visita de especialistas al Parque Nacional Arrecife de Puerto Morelos (PNAPM) a fin de evaluar los riesgos que la zona enfrenta por el turismo masivo.

Se denuncian “prácticas insostenibles” de alteración de los humedales a causa de autorizaciones ilegales, falta de vigilancia y hasta construcciones ilícitas que dan pie al cambio de uso de suelo y alteraciones al ambiente, con lo que se pasa por alto la Convención Ramsar.

En la laguna del arrecife viven especies de animales en peligro de extinción, entre ellas, las tortugas caguama, blanca y carey. Hay especies amenazadas como el manatí del Caribe y otras más de protección especial, como son los corales cuerno de alce, cuerno de ciervo, abanico de mar, coral cilíndrico, caballitos de mar, de hocico largo y enano.

En lo que a especies de flora se refiere, las especies amenazadas que allí habitan son: mangle negro, rojo, blanco y botoncillo, además de palmas “KuKa”, “Nakax” y Chi’it (Thrinax radiata).

Sandra Moguel, directora regional de la oficina Sureste en Cemda, aclaró a SinEmbargo que los casos de Hotel Azul Sensatori, Hotel Azul Beach, Beach Club Petempich y Club de Playa del Hotel Playa Senator, incluidos en la carta dirigida a la Secretaría de la Comisión Ramsar, “no son los únicos”; no obstante, con ellos buscamos ilustrar “el sistema fallido”.

La gran afluencia turística, así como el crecimiento desmesurado de la población son un problema para los distintos ecosistemas del área.

Ante tales circunstancias, enviaron una serie de recomendaciones al gobierno federal para frenar el impacto ambiental negativo que se está creando y urgen a que se cumplan con los acuerdos de cuidados hacia la naturaleza.

Comentarios de Facebook