Por perder su cuaderno, niño de 8 años decide no volver a su casa

“Lo lamento, mami. Lo lamento, papá, pero tuve que irme. No tengo el sacapuntas y no encontré el cuaderno. Los quiero mucho. Ah, y salúdenme a Kira por mí. No me busquen, los amo, papá y mami. Los quiero con cariño, los recordaré muchísimo, por cierto Uriel pon mi firma aqui, recuérdame “.

La incertidumbre de qué pasaría cuando sus padres supieran que perdió un cuaderno y no logró encontrarlo, orilló a Uriel R, un niño de 8 años, residente de la alcaldía Venustiano Carranza, en la Ciudad de México, a escapar de casa dejando una nota para sus padres.

Cuando los progenitores leyeron la carta que el menor de edad había entregado a un compañero de escuela para que este la entregara, avisaron a sus vecinos a fin de que lograran ayudarlos con su ubicación. Cuatro horas después, Uriel Reyes apareció.

Los progenitores avisaron a los autoridades que su hijo ya estaba con ellos gracias a la movilización de vecinos, policías y mototaxistas. También aseguraron que el niño se encontraba en perfecto estado de salud y que no harían nada para lastimarlo.

Comentarios de Facebook